Tips para conducir moto en la temporada de lluvia

Tips y recomendaciones para conducir moto en la temporada de lluvia
 

El segmento de motocicletas en Colombia está mucho más dinámico que el de los autos: tan solo en el primer semestre de este año se matricularon en el Registro Único Nacional de Tránsito (Runt) un total de 417.195 motos nuevas, lo que supone un crecimiento del 31,4% frente al mismo periodo del año pasado, según datos de Fenalco-Andi. De hecho, al cierre de este año se estima un incremento en las matrículas de motocicletas nuevas del 15,7%, con alrededor de 840.000 unidades vendidas, en relación con el balance del 2021.

Pese al buen momento comercial, debemos considerar que los motociclistas son los actores más vulnerables en las vías y particularmente se exponen a mayores riesgos al conducir bajo la lluvia. Por ende, como la temporada invernal en el país no parece dar tregua, es momento de repasar algunos aspectos que pueden contribuir a evitar algún percance, así como mantener en buen estado nuestra moto.

Como siempre, te recuerdo la importancia del uso correcto del equipo de seguridad adecuado (vestuario, guantes, casco y calzado); la idea es jamás ponerlo a prueba, pero tampoco carecer de él cuando más se necesite.

 

 

 

 

 

 

 

1. Lleva impermeable

Con la lluvia nunca se sabe. Así que será mejor que tengas a la mano un buen impermeable o, por lo menos, una chaqueta totalmente repelente al agua. Manejar seco te otorga mayor sensación de comodidad y seguridad al conducir, independientemente de que podrás evitar un buen resfrío que, en estas épocas, no es la mejor idea.

 

2. Atención con la cadena

La lluvia puede resecar la cadena y todo el kit de arrastre. Lávala y lubrícala por lo menos cada tres semanas, en caso de que la moto sea de uso diario. Si lo requiere, también puedes aprovechar para tensarla.

 

3. Herramienta

Carga con herramientas básicas e incluye un kit para reparar pinchazos (llantas tubeless). Recuerda que los charcos de agua ocultan cualquier cantidad de residuos en el asfalto: metales, tornillos, puntillas y objetos filosos entre ellos.

 

4. Frenos

Mantén los niveles óptimos del líquido de frenos. Si constantemente se debe rellenar, es señal de desgaste en las pastillas de frenos. Al momento de hacer el cambio, se puede poner pasta de cobre para reducir la humedad entre el disco y la pastilla.

 

5. El casco

Si tu casco de moto no cuenta con sistema Pin-lock o anti-empañante, puedes poner un poco de jabón líquido en la visera, esto impedirá que se empañe mientras llueve. Nunca intentes limpiar la visera con el guante porque será mucho peor.

 

6. Llantas

Si las llantas están llegando al final de su vida útil, todavía estás a tiempo de reemplazarlas. Recuerda que mientras menos zurcos o dibujo tengan, su capacidad para desplazar agua disminuirá, lo que incrementa potencialmente el riesgo de un derrape, aún estás a tiempo de cambiarlas.

 

7. Evita pisar las líneas del asfalto y rejillas metálicas

Parecen inofensivas, pero pueden ser una verdadera trampa cuando se mojan. Se tornan resbalosas y pueden hacer que la moto se vuelva inestable, sobre todo cuando hay que frenar sobre ellas.

 

8. Manejo prudente y una póliza de seguro vigente

Si practicamos el primero, no habrá necesidad de recurrir al segundo. Las lluvias aumentan potencialmente los riesgos de accidente en motocicleta, por lo que habrá que ser más prudente y responsable tras el manillar. Siempre he dicho que en moto, de cualquier forma llegamos antes ¿para qué correr? De cualquier forma, revisa que la póliza de seguro esté vigente, así como toda la documentación de la motocicleta.

 

 

Fuente: noticias.autocosmos.com.co

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *